Inicio Historia de Empedrado Nuestro gran caudillo empedradeño “Francisco Lallana”

Nuestro gran caudillo empedradeño “Francisco Lallana”

290
0
Compartir

Por Juan Carlos Vallejos.


“FRANCISCO LALLANA, fue el más grande caudillo popular que vivió en Villa Guillermina y zona forestal. Fue el hombre que encabezó las tristes y trágicas huelgas de los años 1918 al 1920 en la legendaria Villa Guillermina.

Por exigencias de La Forestal, luego de haber sido sofocada la huelga, don Francisco Lallana fue expulsado del pueblo y se radica un tiempo en la ciudad de Reconquista. Este querido caudillo oriundo de la localidad correntina de Empedrado es alevosa-mente asesinado por sicarios de la mal llamada La Forestal Argentina, dueña absoluta e inmensas tierras en nuestro país, mal habidas, por complicidad de pésimos políticos de aquella época -que es mejor olvidar- pero que tanto daño hicieron a nuestra querida patria Argentina” .

“Francisco Lallana, viajaba a fines de 1920, en un tren rumbo a Santa Fe y en una curva muy pronunciada de las vías del ferrocarril, donde el tren debía disminuir su marcha. casi a paso de hombre, subieron tres sujetos y sin palabra alguna descerrajaron varios disparos sobre el desprevenido Francisco Lallana, dándole muerte. Hecho esto, los sujetos se dieron a la fuga para perderse en las inmensidades de los montes del chaco santafecino.

Los restos de don Francisco Lallana descansan en el Cementerio de la ciudad de Santa Fe.”

Para comprender mejor los vergonzosos procedimientos contra los que luchó este ignoto empedradeño, transcribimos un fragmento del informe de una investigación legislativa, hiciera el Dr. Anacarsis L. Acevedo en 1915 sobre”La Forestal”esta tristemente famosa compañía inglesa, un estado, dentro del Estado Argentino-con policía y moneda propias-“Con la prepotencia que la caracterizó siempre, hizo tabla raza de nuestras leyes, con una policía propia, con la policía de provincia, y con una policía especial que se denominó gendarmería volante. Callaban los clamores de liberación de nuestros criollos y a los que no se sometían a sus reglamentaciones y a sus exigencias y a los que transponían los límites de sus feudos sin el consiguiente permiso los hacían apalear con sus policías, los hacían callar de la manera mas violenta que uno puede imaginarse(la muerte) y también se permitían el lujo, y asómbrense ustedes,de deportarlos a la provincia de Corrientes, esto parece un cuento, pero es verdad, y más cuento y más crimen parecería todavía si hojeáramos el Diario de Sesiones de aquél año y viéramos cómo La Forestal sacaba a los indeseables de su feudo, cómo los sacaba de la cama, inclusive cuando estaban enfermos, y los arrojaba lejos, de sus tierras, quemando las viviendas ante los ojos y la mirada impasible de aquellos gobiernos”

Que tiempos, le tocó vivir a Lallana, que tremendos problemas tuvo que enfrentar, pero, como este”casi” legendario personaje: Se fabricó su propia utopía; viviendo, sufriendo y muriendo conforme a ella, creo que cumplió con su destino, porque hay coherencia entre su forma de pensar, de vivir y de morir, circunstancias que muy pocos alcanzan, porque parecen estar reservadas para los elegidos.

Bibliografia:
Ricardo Visconti Vallejos”Plumadas Históricas” Diario” EL LITORAL” Corrientes 10 de febrero de 1993.
Anacarsis L. Acevedo”Investigación en La Forestal”-Biblioteca Política ArgentinaCentro Editor de América Latina-Buenos Aires-1983

Por Juan Carlos Vallejos

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here